Carángidos

Los Carángidos (familia Carangidae) son peces marinos de aguas abiertas tropicales y subtropicales, que están presentes tanto en el océano Atlántico, Pacífico e Índico. Su cuerpo, generalmente de coloración plateada, tiene una forma muy aerodinámica, siendo este ligeramente alargado y algo comprimido lateralmente. Tanto las aletas dorsales como la anal son cortas, presentando esta última dos espinas. La base de la cola es delgada y frecuentemente las escamas de esta región se encuentran modificadas formando una especie de espinas llamadas escudetes. La aleta caudal de los Carángidos está fuertemente bifurcada, convirtiéndoles en unos fuertes y muy veloces nadadores.

Se trata de especies claramente depredadoras, cuyos tamaños oscilan entre los 30 cm de las caballas hasta superar los 170 cm de longitud en el caso del jurel gigante Caranx ignoilis. Con frecuencia, los Carángidos forman grandes cardúmenes, pudiéndose desplazar distancias muy considerables. Depredadores muy voraces, los Carángidos se alimentan principalmente de otros peces, y en menor medida de Moluscos, crustáceos e invertebrados planctónicos.

Dentro de la familia de los Carángidos encontramos 147 especies clasificadas dentro de 4 subfamilias: Trachinotinae (con 2 géneros y 21 especies), Scomberoidinae (3 géneros y 10 especies), Naucratinae (5 géneros y 13 especies), Caranginae (20 géneros y 103 especies). Algunas de las especies de Carángidos son de gran importancia económica para el ser humano por su interés culinario.

La reproducción de los Carángidos es por fecundación externa, con la liberación de los gametos a la columna de agua, formándose los huevos planctónicos flotantes, que gracias a las corrientes son diseminados.


Especies: